Sistemas de Comunicación(1)

Aprovechando el viaje de regreso a Bakú desde Estambul y tras los comentarios recibidos en la última entrada he decidido desarrollar una sobre los diferentes Sistemas de Comunicación que desarrollo en mis equipos con el principal objetivo de que el equipo hable un mismo idioma (incluso me atrevería a decir que “genere” un idioma propio, único y que nos identifique y diferencie del resto) para que los intercambios de información sean más eficientes antes, durante y al finalizar cada una de las jugadas de un partido tanto por mi parte (entrenador) como por parte de las jugadoras, buscando, con ello una mayor eficacia individual y colectiva cuando el balón se vuelva a poner en juego.

Para comenzar es importante que no dejemos pasar por alto los elementos básicos que determinan las características de nuestro deporte ya que, de la comprensión y asimilación de los mismos podremos establecer los patrones básicos de juego que nos ayuden a controlar las diferentes situaciones que se nos presenten con el balón en movimiento. Parafraseando a mi profesor de física del instituto: Alfredo, del que tan buen recuerdo guardo: “Hay veces que basta con aplicar el sentido común aunque, en muchas ocasiones, sea el menos común de los sentidos”.

sentido común

Una de las características de nuestro deporte, que lo hace tan peculiar comparado con el resto, es la imposibilidad de retener el balón (CONTROL) al tener que ser golpeado en todo momento, lo que le hará mantenerse en constante movimiento (Keep the ball Flying reza el slogan del blog). Pues bien, esto provocará que las acciones del juego se sucedan a una velocidad elevada (conforme avance el nivel aumentará la velocidad del balón y, por lo tanto, del juego) por lo que la toma de decisiones por parte de los deportista se verá en gran medida limitada. Para comprobarlo es tan fácil como preguntar a vuestros jugadores en qué pensaban mientras jugaban o en qué detalles del equipo contrario se fijaron durante la jugada; seguramente tendrán que recurrir a la memoria a corto plazo(mirada perdida generalmente dirigida a su ángulo superior derecho) y serán respuestas cortas, concretas y poco detalladas ya que NO HAY TIEMPO para desviar la atención del elemento más importante y que lo determina todo el juego: EL BALÓN.

Comunicación

Esta escasez de tiempo provocará que, durante el juego, la comunicación entre los componentes de un mismo equipo (entrenador-jugador y jugador-jugador) para dar solución una situación concreta tenga que ser lo más rápida posible tanto en la emisión del mensaje (Emisor) como en la comprensión del mismo (Receptor).

También debemos tener en cuenta que, por la forma en la que está concebido reglamentariamente nuestro deporte, los tiempos entre jugada y jugada (sin el balón en juego) pueden (y creo que deben) ser prolongados (y en este elemento he de decir que también he encontrando diferencias en cuanto al nivel del equipo, siendo más elevados a medida que aumenta la dificultad del juego). En estos tiempos de NO JUEGO sí que podremos recurrir a mensajes más elaborados y complejos bien para dar solución a algún problema concreto que estemos teniendo o bien para focalizar la atención en una situación próxima que nos podamos encontrar (siguiente jugada).

España Tiempo Muerto

En y para ambos momentos (JUEGO y NO JUEGO) tendremos que establecer mecanismos de comunicación que nos ayuden a mejorar el rendimiento de nuestros jugadores y les permita focalizar su atención en los elementos clave del juego que nos lleven a alcanzar el mayor rendimiento posible y, establecerlos no solo en la dirección de entrenador-jugador sino que podemos (y debemos) fomentar (y desarrollar) una buena comunicación entre los propios jugadores.

¿de qué hablan tus jugadores antes del comienzo de la jugada?, ¿de qué hablan cuando la misma termina?, ¿se habla de los mismo ganando o perdiendo?, ¿tienes “palabras clave” que signifiquen algo concreto?, y como entrenador: ¿de qué hablas en los tiempos muertos?, ¿hablas de lo mismo si lo pides tú o si lo pide el otro equipo?, ¿cómo te diriges a tus jugadores?, ¿qué les dices antes, durante y después de las jugadas?, …

Comunicación Pascual Saurín

¡Os invito a reflexionar con vuestros comentarios que espero gustoso!

De nuevo si has llegado hasta aquí y, siempre que te haya resultado interesante, te invito a que lo compartas por tus redes sociales para que le llegue a más gente y podamos, entre todos, seguir mejorando nuestro voleibol. Mi gota de agua está puesta.

Desde el avión, parado en el aeropuerto de Estambul por culpa de la nieve, me despido deseándoos un genial 2015 en el que podáis pelear por alcanzar vuestros sueños, yo sigo haciéndolo con toda mi energía!

Salud y buen voleibol

César

Anuncios

15 comentarios en “Sistemas de Comunicación(1)

  1. ¡Depende…!
    Cada persona y por ende cada grupo, reaciona de forma diferente a la información que recibe…
    Es un tema muy interesante, pero a la vez muy complejo, por lo que, en mi opinion, no se pueden dar “recetas”.
    Estoy muy de acuerdo contigo. Una de las cualidades más importantes de un entrenador es simplemente el “sentido comun”.

  2. Me parece una entrada muy interesante, ya que considero que la comunicación es fundamental para una buena construcción del juego, o por lo menos, el cometer el menor número de errores posibles.

    Entre jugadoras, la comunicación tiene que ser la adecuada en el momento adecuado:

    – Antes de realizar el saque, me gusta que la líbero comunique en voz alta la posición de la colocadora, así como los ataques posibles para reactivar a la línea defensiva. Sin embargo, eso mismo tiene que hacer la central que está en red, encargándose que sus dos acompañantes en la delantera se hayan dado cuenta.

    – Tanto en recepción como en balones de transición tipo freeball, la líbero obligatoriamente tiene que hablar, es decir, decir su propio nombre en voz alta o decir el de la compañera que tiene que realizar el toque. Esa obligación hará sentirse motivada ya que su misión va más allá que simplemente recibir y defender. Este mismo trabajo (con más margen de permisividad) es para las receptoras. La comunicación a la hora de realizar el primer toque la veo fundamental para no cometer errores no forzados (cuanta rabia nos da cuando cae un balón porque dos jugadoras no sabían quién tenía que hacer el pase).

    De momento me está trayendo muy buenos resultados, ya que aumenta la cohesión del equipo.

    La duda que me planteo es si deberían de hablar un poco más entre punto y punto algún aspecto puntual, como la frecuencia de una acción que está resultando efectiva por el equipo rival. El miedo es a criar un monstruo y que el equipo se convierta en un no parar de hablar.

    • Buenas aportaciones Álvaro. Por ahí van los tiros de los que denomino “sistemas de comunicación”, habrá que seguir avanzando. Con lo del miedo que “no paren de hablar” no te preocupes, ejerce con coherencia tu liderazgo como entrenador y ya verás como no ocurre!. 😉
      Un saludo y gracias por tus comentarios y tu constante aportación!
      César

  3. “¿se habla de los mismo ganando o perdiendo?”

    Yo me quedo con esta parte (no es que lo demás sea menos interesante, pero si que es la que más quebraderos de cabeza me está dando… y está claro qué, por la experiencia que tuve como jugador y la poca que tengo como entrenador, no se habla igual en un momento que otro, no ya sólo por las palabras, sino por la forma de expresas las mismas (la actitud), y en muchas ocasiones hay que ejercer más de psicólogo que de entrenador. Y en mi opinión, es una de las partes más complicadas de llevar (en mi caso al menos).

    La comunicación tanto dentro como fuera del campo es fundamental, pero como bien dice Álvaro, si al final hablan “demasiado” puede convertirse en un “pequeño caos”.

    Buen aporte César, como siempre! saludos!

    • Muy buenas Toni, en esas situaciones concretas de victorias, derrotas, conflictos, … si que hay que huir de las soluciones “receta” ya que el resultado de lo que comuniquemos dependerá enormemente de las circunstancias del equipo. ¿Perdimos contra el lider de la liga jugando de forma extraordinaria?, ¿perdimos contra un equipo que no deberíamos por falta de motivación?. Me atrevería a decir es que son es esos momentos cuando debe surgir la figura del entrador como LIDER para gestionar adecuadamente cada una de las situaciones.
      En próximas entradas iré explicando los sistemas que utilizo que ya digo que no son recetas pero creo que, con la adaptación suficiente, pueden seros útiles a muchos!
      Un saludo y gracias por el comentario! A seguir en la pelea!
      César

  4. muy interesante. nos invita a pensar que debemos entrenar algunas pautas por rotaciones con el animo de acostumbrar a pensar enmedio del juego y evitar la mecanizacion.

    • En un juego tan técnico como el nuestro la mecanización es necesaria, con la buena comunicación podemos focalizar mejor la atención de nuestros jugadores y, en ocasiones, hacer conscientes elementos inconscientes del juego.
      Gracias por el comentario Jesús,
      Un abrazo,
      César

  5. Por supuesto Cesar. Lo que quiero decir es que cada equipo necesita un tratamiento especial en función de su nivel y caracteristicas tanto individuales como de grupo.

  6. El asunto de la comunicación y de la comunicación en aras a la focalización del equipo me parecen fundamentales en el voleibol actual. Es posiblemente uno de los asuntos que más me interesan desde hace tiempo y con el que más frustración he sentido cuando he tenido que comunicarlo en alguna charla porque no se le da la importancia que, creo, se merece. No me refiero ahora tanto a la comunicación táctica, es decir, aquella cuyo fin sea la de marcar una jugada o la de fijar posiciones propias o del rival, cuanto a aquella comunicación que debe existir entre entrenador-jugadores o entre los propios jugadores no sólo en situaciones negativas o de conflicto (en partido o fuera de partido) sino con el único y no menor propósito de mantener FOCALIZADO al equipo de forma permanente. Independientemente de lo que dice Pepe Valladares, pero de acuerdo con él, los equipos, sean del nivel que sean, y posean las características que posean, deberían incluir desde el inicio y conforme avanza lo físico, lo técnico y lo táctico, un sistema de comunicación focalizadora que, sobre todo, evite en lo posible el estrés emocional que se vive durante el partido tanto, como digo, en situaciones de positividad como de negatividad. Una comunicación focalizadora, basta una palabra, proporciona equilibrio al equipo manteniéndolo concentrado y alejado de todo aquello que no sea la función propia de jugar, de estar pendiente del rol individual, colectivo, de estar pendiente del equipo contrario. Yo lo estoy experimentando esta temporada con un sénior masculino joven que entreno aquí en Córdoba y los resultados son positivos. Un fuerte abrazo a todos y otro enorme para ti César.

  7. Buenas, me gustan estas tertulias y cambios de opinión.
    A mi parecer he trabajado con muchos entrenadores de varios paises y realmente no veo un patrón común, si que he visto una gran diferencia en el trato entre equipo masculino y femenino.
    Considero igual que Pepe que los métodos sin duda son en relación al grupo aunque cada jugador/a a veces ya saben mas o menos como son las formas de cada entrenador.
    Me imagino que no es lo mismo el carácter de Aurelio que el de Pascual. Entonces cada jugador ya tiene una predisposición.
    Mas allá de lo que el jugador/a piense el entrenador siempre tiene su personalidad y sus metodos, como dijo un gran entrenador conocido, siempre tener y trabajar tus propias ideas.
    Coincido con Alvaro que los jugadores entre ellos tienen que saber comunicarse referencias de la situación en campo del rival y demás opiniones que puedan colaborar para el logro del objetivo.
    A mi sin duda lo que me ayuda es preparar el partido o entrenamiento y buscar objetivos claros.
    Un saludo y suerte.

  8. Muy interesante César. Gracias.
    Me preocupan además aspectos como los de la productividad comunicativa respecto a los limitantes de la competición, así como el concepto de escalabilidad a la hora de evaluar esa comunicación en los contextos entrenamiento/partido. Los aspectos propiamente culturales y geográficos se deben tener en cuenta.

  9. Pingback: Volley4all | Liderazgo(1)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s